Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Publicado por RedUNE:InfoAYUDA correo:redunecontacto@gmail.com Tf.- 610 20 54 83

*PSICOTERAPIA Y DERIVA SECTARIA

Entre las máscaras seguidas por los grupos sectarios, la religión y la psicoterapia son las más difundidas. El equívoco mantenido con la psicoterapia es difícil que sea disipado para el profano. En efecto, las técnicas psicoterapéuticas se presentan como un nebulosa de contornos borrosos, envueltas en una aureola de misterio y encubriendo la mayor diversidad. Muchas de ellas ejercen un fuerte poder de atracción en las personalidades en busca de orientaciones o simplemente de desarrollo personal.
A falta de información apropiada, el peligro es grande para el usuario de dejarse llevar por proposiciones de “tratamiento” de los grupos sectarios o, a la inversa, de sospechar sin razón de las prácticas bien intencionadas
.

Por tanto, se impone un ensayo de lo que es la psicoterapia:
-Se trata de un CONTRATO voluntario entre uno o varios pacientes y uno o varios psicoterapeutas definidos como tales y debidamente formados a este efecto.
-Se trata de una TÉCNICA que comporta un protocolo relativamente preciso con imperativos y límites.
-El método descansa sobre BASES TEÓRICAS relativas al desarrollo inicial de la persona, a factores patógenos, a mecanismos empleados por el tratamiento, en una definición de hombre “equilibrado”.
-La terapia utiliza MEDIADORES como la palabra, pero también la expresión gesticular, escénica o corporal, o aún en grupo, la música, el vídeo.
-La terapia supone un RECORRIDO EVOLUTIVO que va desde algunos días, (terapias breves) hasta algunos años.
-Ella supone INDICACIONES que deben ser empleadas con prudencia, y CONTRAINDICACIONES que deben ser efectuadas por profesionales para apreciar los peligros.
-Ella debe tener como FINALIDADES exclusivas, de una parte el alivio de trastornos, y de otra parte el desarrollo personal, pero también la AUTONOMÍA de la persona, su independencia a término respecto al terapeuta.
-En caso de enfermedad psíquica grave, ella puede constituir una indicación para movilizar los recursos psicológicos del paciente, pero ella no debe sustituir los trata
mientos médicos.

UNA NEBULOSA DE TRESCIENTOS TÉCNICOS

Cuando no reúnen estas condiciones no se puede hablar de psicoterapia propiamente dicha, pero solamente de EFECTOS PSICOTERAPEUTICOS, de lo que no se puede subestimar su importancia y que constituyen una contribución irremplazable. Las psicoterapias, cuyo desarrollo coincide con el nacimiento del psicoanálisis a principios del siglo, conocen un desarrollo fulminante después e la Segunda Guerra Mundial. Se conocen más de trescientas, sin contar las VARIABLES individuales introducidas por los terapeutas. Todas no ofrecen los mismos desarrollos teóricos, la misma seriedad en los cursos de formación, las mismas unidades de búsqueda, las mismas garantías de control por las asociaciones estructuradas.

UN CAMPO DE APLICACIÓN EXTENSIVO

El campo de aplicación de las psicoterapias supera en mucho las dificultades psicológicas o las enfermedades mentales: las técnicas han sido tomadas frecuentemente dentro de una óptica de desarrollo personal, de perfeccionamiento de las relaciones sociales, o también en el campo de las enfermedades psicosomáticas o en beneficio de ciertas categorías de usuarios: personas que están en el final de sus vida parejas con dificultades, delincuentes, toxicómanos, deportistas de alto nivel, directivos, etc.

Algunas técnicas directamente descendientes de la nebulosa psicoterapéutica son frecuentemente utilizadas en el mundo de la publicidad, de la venta, de la dirección de la empresa, de la política, etc.… de los grupos sectarios. Los métodos que conocen la mayor difusión tanto en el sector de la sanidad como en otras aplicaciones son, muy en primer lugar, el psicoanálisis con sus múltiples escuelas y sus derivados, pero también las terapia conductuales y cognitivas, las terapias familiares sistemáticas, las terapias institucionales, la hipnosis y sus derivados, el análisis transaccional, la programación neurolingüística, la bioenergía, si olvidamos de psicodrama, del arte-terapia, de la vídeoterapia, de la gestual, de la escenoterapia, de la músicoterapia, del sueño despierto dirigido, de las técnicas orientales, del rebirthing (renacimiento), de la vegetoterapia, de la audiopsicología, etc.

Todas estas técnicas y otras son utilizadas por terapeutas formados, registrados e integrados en instituciones públicas o en ambientes privados que tienen la finalidad de conseguir el bienestar de sus clientes y que no tienen como segunda intención el reclutamiento y la explotación indefinida de éstos. Por lo tanto, el éxito no cae del cielo, sino que depende ampliamente des estado inicial de la persona tratada, de lo juiciosa que sea la técnica utilizada y, especialmente, de la calidad del terapeuta, elemento irremplazable. Si sucede que alguno de estos terapeutas desconocen sus deberes, lo cual puede ocurrir en toda colectividad, se puede interponer un recurso ante las autoridades de la s que depende (asociación de médicos, por ejemplo) o ante la asociación que los controla.

UN PROBLEMA DE CONFIANZA Y DE GARANTÍA

Pero esto no despeja todos los interrogantes: éstos pueden apoyarse en los métodos, que algunas veces parecen extravagantes, y también en los cambios constatados en casa del paciente que pueden inquietar a sus allegados. La mayoría de los métodos combinan elementos racionales y emocionales. La reactualización de experiencias traumatizantes del pasado, con todo lo que ello comporta de sufrimiento y emoción, tiene a menudo mala prensa ante un público no entendido. Ahí donde el hombre de la calle preconiza olvidar el pasado, el terapeuta invia al paciente a recuperar y a analizar las experiencias traumatizantes. Esta tendencia supone una sospecha hacia el proceso psicoterapéutico por parte de personas que no tienen las mismas razones que los pacientes a la hora de intentar saber “qué les ha pasado (a los pacientes) para que ellos seas así”.

Algunas técnicas tienen por objetivo provocar deliberadamente importantes cargas emocionales: gritos, llantos, angustias, agitación motriz, cólera, pérdida momentánea del control. Todo esto no deja de ser inquietante para el observador no entendido, pero forma parte de una desestabilización transitoria juzgada necesaria en el marco de la mayoría de psicoterapias, pero que no debe dejar secuelas durables.

Más inquietantes para sus allegados son los signos de un cambio profundo de la personalidad: modificación de carácter, de los comportamientos, de las elecciones afectivas y existenciales.
Seguramente algunas técnicas nos son tan trastornadoras, especialmente si tienen por objeto recomposiciones parciales: mejorar la afirmación de uno mismo, tratar una fobia aislada, mejorar las relaciones sociales, por ejempl
o.

Pero en todos los casos existe una ruptura: ruptura con los hábitos anteriores, con las reacciones repetitivas, con una cierta imagen de uno mismo y del ambiente, con una visión “habilitada” del pasado, con las imágenes idealizadas de los parientes, etc.

Esta ruptura es inevitablemente desestabilizante y frecuentemente va acompañada de una fijación sobre la imagen tranquilizante del terapeuta, fuertemente idealizado. Además, este trabajo de ruptura o de destrucción del mundo anteriormente percibido, debe ir seguido normalmente, de un período de reconstrucción apoyado en nuevas bases que permita romper paulatinamente con la relación de dependencia hacia el terapeuta. Por tanto, la psicoterapia perfecta debe conjugar la disminución de los sufrimientos, la desaparición de secuencias dolorosas repetitiva y la autonomía del sujeto.

En las terapias de grupo, los efectos se encuentran más incrementados, se facilita la movilización emocional se amplifican los efectos de sugestión. Una clara distinción entre lo que pasa en una sesión y los fenómenos que se dan en la vida corriente, así como un necesario trabajo de duelo, permiten evitar que la dependencia momentánea el grupo se TRANSFORME en enajenación durable.

(Colaboración de Dr. Michel Monroy)

Comentar este post

yo 11/02/2013 20:47

come y dejar comer